#ZaragozaNoseCalla, Fiesta, 11 de Octubre, desde las 20 h., hasta las 2 h. en el Solar del Conejo.

EL FIESTÓN DE TODOS LOS AÑOS.

Publicado en Derechos civiles 15M Zgz.

Un año más, vuelven las Fiestas de Pilar y un año más, estaremos ahí, en el Solar del Conejo, con el fiestón de todos los años.  Y estaremos para recordar, una vez más, en la calle, que Zaragoza no se calla.  Zaragoza No Se Calla  pone sobre la mesa, el conflicto de los manteros que se viene expresando en tantos lugares y en el que se demuestra una vez tras otra que las soluciones basadas en intervenciones policiales masivas, en multas o en acusaciones penales no sirven para nada.  DDCC y los colectivos que apoyan la Campaña Zaragoza No Se Calla denunciamos el  racismo institucional que hay detras de esa formas de actuar que se conciben por las autoridades como la única manera de resolver un problema que tiene más que ver con las políticas de inmigración, la desigualdad social, la criminalización de la diferencia, de la pobreza, de la marginación…   La falta de justicia social que debe ser reivindicada y conseguida por medio de la movilización social, se completa con el afán por acabar con cualquier forma de libertad de expresión que permita denunciar abusos policiales y de autoridad que se han dado con los manteros y con otros muchos grupos y personas.

Y queremos decirlo también en fiestas, porque la fiesta no puede hacernos olvidar la realidad, sino que nos debe servir de momento de encuentro y de revulsivo para gritar con más fuerza que nunca contra el racismo, por la libertad de expresión y por la justicia social.  Y eso queremos hacer en el Solar del Conejo, la víspera del Pilar, el 11 de Octubre, desde las 20 h.  a las 2 h. en el Solar del ConejoEsta fiesta intentar alcanzar, una vez más, esa combinación perfecta entre la diversión, el disfrute, la reivindicación y la protesta utilizando los espacios públicos que son de todo el mundo.  El Solar del Conejo está en la calle del Coso, nº 180.  Para la diversión y el disfrute tendremos a DJ’s   DJ Alikata y Mr. Pendejo… para bailar hasta el agotamiento; habrá barra de bar, con nuestro tradicional mojito.

Para la reivindicación y la protesta, como no podía ser menos, recordaremos el proceso judicial, pendiente de juicio, contra Idrissa Gueye.  Os pediremos que hagáis vuestra aportación a esta Campaña, con una foto en la que demostréis que no os calláis ante el racismo y que os sentís comprometidos con la defensa de la libertad de expresión y la justicia social que está detrás de la denuncia de este proceso judicial.  

Con todos estos ingredientes, sólo falta vuestra presencia para lograr una jornada perfecta, no os olvidéis, os esperamos el Viernes, 11 de Octubre, desde las 20 h. en el Solar del Conejo. Puedes difundir lo que quieras y, sobre todo, ¡NO FALTES!

El Manifiesto de Apoyo a esta Campaña es el siguiente:

Primero nos denunciaron por “delito de odio”. Luego por “injurias y calumnias”. Primero contra AISA (Asociación de Senegaleses en Aragón) y el grupo DerechosCiviles15M, luego solo a AISA y ahora contra nuestro compañero Idrissa, su ex-presidente. En una “querella por perfil étnico”, en los juzgados igual que en la calle, el chivo expiatorio negro está siendo perseguido por denunciar la existencia de abusos y racismo institucional. El denunciante es el sindicato Staz y pide 2 años de cárcel para Idrissa más 15.600 euros para el bote.
Zaragoza No Se Calla porque este es un ataque al antirracismo y la defensa de derechos, una agresión gravísima contra los derechos fundamentales. La próxima será contra cualquier otra persona o colectivo. En un caso demasiado parecido, el compañero Iñaki Rivera, del OSPDH de Barcelona, se defiende de una denuncia por calumnias presentada por el sindicato CCOO. A Malik Gueye le ha ocurrido lo mismo en Madrid, denunciado por la Unión de Policías Locales. Y la lista es vergonzosamente larga, aunque un solo caso sería demasiado. Y así ocurre en Zaragoza. El caso de Souleymane, agredido en la cabeza en plena calle por un agente de la Policía Local con la culata de su arma, sigue en curso. En los últimos años, Zaragoza ha recopilado una aberrante lista de casos de agresiones y abusos racistas por parte de agentes uniformados. Lo sabe quien no cierra los ojos. Y saberlo nos obliga a no callar.  Por eso nos jugamos mucho ante un ataque como este. Nos jugamos la posibilidad de defender los derechos más básicos en una presunta democracia, incluida la libertad de expresión y opinión. La única forma de responder es sumar trabajo, seguir denunciando, seguir comunicando, hacerlo más y mejor, ser más personas y mejor organizadas. Gracias por hablar de esto, por contárselo a quien te escuche y por tomar partido.

Toda persona tiene derecho a circular libremente y a elegir su residencia en el territorio de un Estado.

Toda persona tiene derecho a salir de cualquier país, incluso del propio, y a regresar a su país.

Todo individuo tiene derecho a la libertad de opinión y de expresión; este derecho incluye el de no ser molestado a causa de sus opiniones, el de investigar y recibir informaciones y opiniones, y el de difundirlas, sin limitación de fronteras, por cualquier medio de expresión.

Toda persona tiene derecho a un nivel de vida adecuado que le asegure, así como a su familia, la salud y el bienestar, y en especial la alimentación, el vestido, la vivienda, la asistencia médica y los servicios sociales necesarios; tiene asimismo derecho a los seguros en caso de desempleo, enfermedad, invalidez, viudez, vejez u otros casos de pérdida de sus medios de subsistencia por circunstancias independientes de su voluntad.
[Artículos 13, 19 y 25 de la Declaración Universal de Derechos Humanos]

Estos derechos no sirven si no los defendemos todos, todas, para todas y siempre. Por eso la denuncia de su violación es más necesaria que nunca. La voz que nunca nos van a regalar debemos dárnosla entre todos y todas. Los problemas sociales nunca se han resuelto con policía y derecho penal sino con justicia social. Las causas de todos estos problemas tienen que ver con el racismo institucional, las leyes injustas, unas políticas que no priorizan los derechos fundamentales y una mayoría social que sufre las
consecuencias.  Nuestros enemigos no viajan en patera, sino en yate o en jet privado. Los responsables de esas políticas injustas no viajan en patera, sino que vuelan en primera clase. Todos ellos enfrentan a sus víctimas para que no identifiquemos a los responsables de tanta injusticia.

QUE SE ENTERE TODO EL MUNDO
QUE NO HAYA UN SOLO ABUSO SIN RESPUESTA
QUE NUESTRA RESPUESTA SEA LA DE SIEMPRE Y CADA VEZ MÁS FUERTE:
DENUNCIA, ORGANIZACIÓN Y APOYO MUTUO

Deja un comentario