[Actualizado 23:00] G20: Bienvenidos al infierno. La policía volvió a perder esta noche en Hamburgo

[Actualizado 23:00] G20: Bienvenidos al infierno. La policía volvió a perder esta noche en Hamburgo

x Agencias / La Haine
[Vídeo y fotos] Análisis de por qué los represores están siendo derrotados.

Las unidades de fuerzas especiales de Hamburgo y otras cinco ciudades están desplegadas en las calles, así como las fuerzas especiales austriacas. Pero ninguna cantidad de violencia y opresión puede ocultar el hecho de que perdieron el control de Hamburgo

Más información: https://twitter.com/AntifaMadrid

Info en inglés: https://crimethinc.com/2017/07/05/announcing-continuous-live-coverage-of-the-g20-in-hamburg-with-an-update-from-the-clashes-of-july-4

________________

No pudieron mantener el control por segunda noche consecutiva. Aproximadamente 20.000 policías armados con la mejor tecnología de control de multitudes que el dinero puede comprar, han perdido completamente el centro de Hamburgo.

Anoche les fue bastante mal, con enfrentamientos y ataques descentralizados continuados hasta después del amanecer; esta noche se vieron obligados a retirarse por completo del barrio de Schanze durante varias horas, mientras las barricadas ardían en las intersecciones y miles de personas de todos los sectores celebraron con alegría una zona libre de represores. Ahora el alcalde que invitó al G20 a Hamburgo está pidiendo el fin de la violencia que él mismo comenzó.

 

 

Esto demuestra que, incluso con las últimas tecnologías, ninguna cantidad de violencia policial puede controlar a una población que está determinada a negarse a ser dominada. Esta es una buena noticia para los partidarios del anticapitalismo en todo el mundo.

A última hora la policía asalta a Schanze con la mayor fuerza bruta posible, apuntando con imprudencia las ametralladoras a los activistas, periodistas y a todos los demás, tratando de vengarse de los que permanecen en las calles impidiéndoles dominar los barrios, aún después de que la mayoría de los participantes se han ido a casa a descansar.

Las unidades de fuerzas especiales de Hamburgo y otras cinco ciudades están desplegadas en las calles, así como las fuerzas especiales austriacas. Pero ninguna cantidad de violencia y opresión puede ocultar el hecho de que perdieron el control de Hamburgo.

Los teóricos de la conspiración alegarán que el G20 fue intencionalmente realizado en Hamburgo para provocar a la población con el fin de justificar más represión contra las libertades civiles. Esto es parcialmente cierto: al realizar al G20 junto a uno de los barrios más radicales de Alemania, las autoridades estaban poniendo a prueba a la población para ver cuánta gente aguantaría. Hamburgo está siendo tratado como un laboratorio experimental de represión, con policías traídos de varias otras naciones de la Unión Europea para estudiar las medidas represivas.

Pero si logramos imposibilitar que la policía nos controle a pesar de que más de uno de cada doce represores de toda Alemania está concentrado en una sola ciudad, seguramente podremos defender nuestra libertad. El punto aquí es que no podemos ser cobardes, aferrarnos a la ilusión de que el Estado nos permitirá ser libres si nos sometemos lo suficiente. Nadie ha logrado o conservado la libertad de esa manera.

Las cosas han llegado a un punto de no retorno: el futuro será la liberación revolucionaria, o será un Estado policial. El supuesto terreno intermedio, en el que las libertades limitadas son vigiladas por un Estado restringido por la voluntad del pueblo, siempre ha sido un mito, una ilusión cada vez más difícil de mantener.

Echemos un vistazo más de cerca a la ruptura del control policial. En 1987, la policía alemana empezó a cambiar su actual modelo de control de las masas, para corregir las maneras en que las multitudes la habían superado y vencido, especialmente el primero de mayo de ese año. El modelo subsiguiente de la policía alemana, en el que largas filas de policía antidisturbios se complementan con escuadrones de movilización muy móviles que mantienen un estrecho contacto con la multitud, ha servido más o menos para controlar el malestar urbano hasta ahora.

En 2017, exactamente treinta años después de los orígenes de este modelo, la multitud de Hamburgo logró una vez más maniobras y derrotar a la policía. Esta vez lo hicieron extendiendo la acción sobre una vasta área de la ciudad, moviéndose rápidamente y concentrándose en acciones descentralizadas. Cada vez que la policía establecía una línea de control, la gente se reunía en otro lado, no sólo los manifestantes, sino también los espectadores de apoyo.

Grupos pequeños de manifestantes, altamente organizados y móviles, fueron capaces de identificar rutas de salida y realizar ataques rápidos, mientras que una multitud más grande llevó a la policía en una dirección, luego otra. Cuanto más territorio tenía que controlar la policía, más antagonizaban a la población y contra más manifestantes tenían que lidiar con sus líneas cada vez más estiradas. Finalmente, perdieron el control de las zonas más rebeldes y se vieron obligados a retirarse por completo.

Sin embargo, además de las preocupaciones tácticas, el golpe más importante para la policía ha sido que, al ir tan lejos en su intento de controlar a la población mediante la fuerza bruta, perdieron legitimidad a ojos de la población. Su ataque absurdo y no provocado en la manifestación de ayer Bienvenido al Infierno, volcó a toda la ciudad en contra de ellos. No es de extrañar que hayan perdido el control.

Seguramente lo recuperarán, aunque sea a costa de una gran cantidad de sufrimiento infligido al azar a los que permanecen en las calles. Pero nos alienta el hecho de que fueron derrotados, que no pudieron controlar a la población, y debemos sentirnos inspirados por el tremendo valor que la gente ha mostrado en Hamburgo, enfrentarnos a un adversario tan poderoso y negarnos a retroceder.

—-

La policía apunta con armas de fuego a los vecinos de Hamburgo.
¿Ataques a civiles? #NoG20 #G20HH2017 #WelcomeToHell

Manifestantes se reagrupan cerca del Jolly Roger resistiendo el envite del capitalismo.

A las puertas del #RoteFlora se desató el caos. La policía pide a medios e individualidades que no difundan su actuación durante el #NoG20

Más imagenes de los comandos militares desplegados para retomar el control de la ciudad.
El rostro del terror del capitalismo.

La resistencia continúa, ¡cueste lo que cueste! ¡RECHAZO ABSOLUTO AL G20!

Policías fuertemente armados en las calles de Hamburgo.

Fuego en la calle que se dirige al #RoteFlora La represión policial no sale gratis. Arde Hamburgo.

crimethinc.com [traducido por La Haine] y AntifaMadrid

________________

Viernes 19:00. Hay tantos enfrentamientos y bloqueos alrededor de la ciudad que cada vez es más difícil hacer un seguimiento de todos ellos. La policía está dando vueltas, conduciendo sus vehículos de arriba abajo, estableciendo bloqueos represivos, tratando de dispersar a las multitudes que se están defendiendo en varios puntos de la ciudad, que se reagrupan rápidamente de un distrito al siguiente.

Tuvieron que atacar varias veces unas barricadas en Ludwig-Erhard-Strasse antes de conseguir desmontarlas.

La policía está twitteando que «todavía no han declarado el estado de emergencia». En realidad están luchando tanto en las calles como en el puerto, donde han estado tratando por horas de expulsar a doce barcos de Greenpeace. Detuvieron a varios activistas nadadores que entraron en la zona roja del puerto. A pesar de eso, la gente todavía está bloqueando Elbphilharmonie en esa zona.

Más temprano esta mañana la gente bloqueó con éxito el puerto, ralentizó las delegaciones que intentaban llegar a las reuniones del G20, obligó a Donald Trump a cambiar de ruta e impidió que la primera dama del régimen de EEUU, Melania Trump, saliera de su hotel.

Con más y más enfrentamientos por toda la ciudad, la policía está perdiendo terreno por segundo día consecutivo.

En la estación de Landungsbrücken la gente logró romper el bloqueo de la estación, mientras la policía los atacaba con cañones de agua en la calle. La lucha feroz entre los manifestantes y la policía duró más de media hora, antes de que la multitud se dispersara. Se informó que once personas resultaron heridas.

En las calles más pequeñas alrededor de Hafenstrasse, hay grupos de 300 personas en casi cada intersección. Se niegan a ceder. La policía llevó tres cañones de agua y otros vehículos a Hafenstrasse, empujando a la gente contra los edificios, pero los activistas se reagrupan una y otra vez.

—-

La policía trata de repeler cualquier movimiento encerrando a la gente en el barrio de St. Pauli.
Volvieron a emplear spray pimienta #NoG20

Policía reprime con cañones de agua a manifestantes, periodistas y curiosos en el puente del muelle

Uno de los bancos de Hamburgo esta tarde en la zona de Altona.

crimethinc.com [traducido por La Haine] y AntifaMadrid

________________

Viernes 17:00. Al comienzo de la Reeperbahn, una huelga de estudiantes ha producido una ocupación de la calle que se extiende más de una zona completa de la ciudad. El ambiente es relajado, con música, discursos, y una multitud multi generacional. Pero grandes grupos de policías antidisturbios marchan provocando confusión y amenazando a la gente, que en su mayoría los ignoran.

Los estudiantes anunciaron su huelga y se organizaron contra el G20 porque ven la reunión como un símbolo del sistema educativo injusto, que les enseña a competir en vez de cooperar.

Su marcha se ha fusionado con la nueva ola de bloqueos poco después de las 15:00. Miles de personas ya se han reunido en Millerntorplatz para la manifestación Colorea la Zona Roja. Los policías se están moviendo a través de la multitud ahora en pequeños grupos, experimentando mucha hostilidad.

Mientras tanto, después de horas de rumores de que el ejército alemán está entrando en Hamburgo, incluso circularon fotos de vehículos militares en la ciudad tratando de meter más miedo en los manifestantes, lfuncionarios de Hamburgo admitieron que el convoy militar no está relacionado con las protestas del G20 y la situación en la ciudad.

En unos minutos se producirá un nuevo intento de bloquear el centro de Hamburgo, donde se reúnen las delegaciones del G20, con uno de los puntos de encuentro frente al estadio de fútbol St. Pauli, tradicionalmente conocido por sus aficionados izquierdistas. El estadio sigue siendo un lugar para dormir y centro de prensa para los manifestantes contra el G20, y con eso muestran su solidaridad con los manifestantes anticapitalistas.

Mientras tanto, pequeños enfrentamientos, bloqueos y manifestaciones continúan estallando por toda la ciudad. La policía pierde nuevamente el control sobre algunas calles. Hace dos horas pidieron refuerzos y policías de toda Alemania se dirigen a Hamburgo.

Después de un día de enfrentamientos callejeros con la policía, con barricada e incendios, las expresiones de unidad son inspiradoras. La policía continúa circulando noticias falsas a medida que la bronca aumenta. Está claro que su único intento es asegurarse de que la menor cantidad posible de manifestantes salga a las calles de Hamburgo en estos dos días, ya que los represores claramente perdieron el control en las últimas 24 horas.

—-

Se empiezan a formar las primeras barricadas de la tarde poco después del mercado del pescado. #NoG20 #WelcomeToHell

El #BlackBlock toma posición de nuevo en el muelle

Llegan más manifestantes a uno de los bloques formados en el muelle del mercado.
La policía pide refuerzos. Los cañones de agua ya no son suficiente. Sacan a pasear a la policía a caballo.

crimethinc.com [traducido por La Haine] y AntifaMadrid

________________

Viernes 10:00. Multitudinarias manifestaciones han tenido lugar en las calles de Hamburgo, que durante todo el jueves estuvo fortificada, coronada con alambre de espino y repleta de barricadas populares.

Las últimas informaciones indican que la noche de protestas se saldó con más de 100 activistas heridos, 2.000 identificados y al menos 45 detenidos hasta la mañana del viernes. Según las estimaciones de las autoridades citadas por ‘Frankfurter Allgemeine Zeitung’, cerca de 10.000 personas pertenecientes a diferentes grupos prolongaron las protestas hasta altas horas de la noche.

La policía germana ha utilizado bastones, perdigones, cañones de agua y gas pimienta para dispersar a la multitud durante los ataques represivos de este jueves, que según reporta ‘Deutsche Welle’ comenzaron debido a que los manifestantes pretendían llegar hasta la sede de la cumbre.

Sobre las 20:30 los represores decretaron unilateralmente la finalización de la marcha (?). Ante la decisión de la gente de seguir manifestándose se desató la represión más fuerte del día. Los activistas respondieron lanzando botellas y otros objetos a las diversas policías.

Hamburgo espera el G20 envuelta en una atmósfera de protesta: más de 170 agrupaciones habían llamado a elevar la voz contra el evento capitalista. Durante varias jornadas las calles de la urbe estarán repletas de personas disconformes con este mundo que nos quieren vender.

Anoche la policía ha desmantelado varios de los campamentos en los que pretendían dormir los manifestantes. Hoy viernes los activistas planean cortar los accesos a la cumbre e interrumpir el tráfico portuario de uno de los centros de comercio marítimo más importante de Europa.

________________

Jueves 19:00. Multitudinarias manifestaciones han tenido lugar en las calles de Hamburgo, que tras haber transcurrido de forma pacífica han desembocado en fuertes represión policial y contundentes respuestas de los manifestantes.

La manifestación principal, bajo el lema «Welcome to Hell» («Bienvenidos al infierno»), es la más importante de las previstas en la ciudad coincidiendo con la víspera de la cumbre.

Esta mañana también se informó que habían incendiado un concesionario de Porsche en Hamburgo, dañando o destrozando más de 20 carísimos vehículos (verhttp://lahaine.org/fH2b).

Las marchas forman parte de la protesta anticapitalista ‘Bienvenido al infierno’, para la que se esperan unas 100.000 personas antes y durante la reunión del G20, organizada para estos 7 y 8 de julio en esa ciudad alemana.

La policía germana ha utilizado cañones de agua para dispersar a la multitud durante las marchas de este jueves. Según reporta Deutsche Welle la represión comenzó debido a que los manifestantes se negaron a remover sus máscaras. Después de esto, los antimotines han recurrido a diversos métodos violentos para someter a los manifestantes que demostraban la mínima resistencia.

La movilización empezó en el emblemático mercado del pescado de Hamburgo, en el centro de la ciudad junto al río Elba. La marcha, encabezada con una gran pancarta que pedía «aplastar el G20» («Smash G20») fue convocada por la «Alianza Autónoma y Anticapitalista». El objetivo de los organizadores era rodear al Centro de Congresos, donde están las delegaciones de la cumbre.

La policía ha detenido a decenas de activistas la tarde de este jueves, mientras que en otra marcha, unas 15.000 personas marchaban a través de la ciudad al ritmo de música ‘tecno’ bajo el lema ‘Prefiero bailar antes que el G20’. Ya el martes la policía empleó cañones de agua y gases lacrimógenos para dispersar a la multitud en Hamburgo y sus inmediaciones.

Hamburgo está envuelta en una atmósfera de protesta: las autoridades habían estimado que se congregarían cerca de 8.000 manifestantes y más de 170 agrupaciones habían llamado a elevar la voz contra el evento. Pero se demuestra que el cálculo quedó muy corto: el día antes de la cumbre en las diversas marchas había más de 30.000 participantes. Durante varias jornadas las calles de la urbe han estado y estarán repletas de personas disconformes.

La represión la garantizan al menos 20.000 efectivos de las fuerzas estatales. Los represores están dotados de equipo antidisturbios, vehículos blindados, helicópteros y drones de vigilancia y desarrollan la mayor operación policial en la historia reciente de ese país europeo. Además, cuentan con la ayuda de fuerzas especiales de Países Bajos y Austria.

Los organizadores de las manifestaciones habían afirmado que el elevado número de agentes de seguridad podía provocar desórdenes. A pesar de esto, el Ministerio del Interior de Alemania aseguró que no permitirá que se moleste a los participantes en la cumbre del G20.

.

 

compartir

Dirección corta: http://lahaine.org/fH2i

Texto completo en: http://www.lahaine.org/video-yfotos-g20-bienvenido-al

Next Post

Aparecen nuevos datos de corrupción en la construcción de los hospitales “privados” de Madrid

Sáb Jul 8 , 2017
Share on Facebook Tweet it Email Share on Facebook Tweet it Email Aparecen nuevos datos de corrupción en la construcción de los hospitales “privados” de Madrid Por CAS Madrid Medios informativos anuncian hoy que funcionarios de la Consejería de Sanidad han acudido voluntariamente a la justicia, para poner en su […]
A %d blogueros les gusta esto: