Se conmemora la victoria del ejercito rojo contra el nazi-fascismo

En Madrid se celebró la manifestación en recuerdo de la victoria soviética sobre el nazismo

 Publicado en Insurgente

 

La marcha del Regimiento Inmortal se realizó en varias ciudades del mundo.

 

En la marcha participó en gran medida la comunidad rusa en España, pero también contaron con el apoyo de varios españoles que defienden la causa.

«Sentimos un gran agradecimiento a los rusos que fallecieron luchando contra el nazismo. Somos conscientes de que fue la Unión Soviética la que derrotó al fascismo y no podíamos faltar a esta conmemoración», explicó a Sputnik Nóvosti Ramiro Gómez, brigadista en el Donbás y miembro de la Brigada Rubén Ruiz Ibárruri, que organiza el concierto.

Entre los asistentes también había familiares de los niños de la guerra, cuyos familiares lucharon en la guerra contra el fascismo en España y algunos colaboraron con el Ejército Rojo.

«Muchos españoles se han unido a esta celebración, su pueblo fue el primero que luchó contra el fascismo en Europa, durante la Guerra Civil», aseguró Rodiónova, que destacó que los organizadores «estaban muy contentos con la asistencia».

El año pasado «muchos españoles viajaron a Moscú» para celebrar el Día de la Gran Victoria, y este año «se ha celebrado en Madrid por primera vez».

«Espero que se siga celebrando. Queremos que sea una tradición», añadió la portavoz del movimiento Esencia del Tiempo.

Las organizaciones decidieron convocar la marcha del Regimiento Inmortal porque «en los últimos años han visto cómo en todo el mundo ha crecido la campaña de desprestigio de la Gran Victoria contra el nazismo y el fascismo en la II Guerra Mundial».

La primera marcha del Regimiento Inmortal se realizó en la ciudad rusa de Tomsk en 2012, y convocó a cinco mil personas.

«La idea se extendió por más ciudades de Rusia y del mundo», señalan los organizadores, destacando especialmente las que se realizaron en Kazajistán y Ucrania en 2013 y en ciudades como Bielorrusia, Kirguistán e Israel en 2014.

Sin embargo, la más destacada es la realizada el pasado año en Moscú, coincidiendo con el 70º aniversario de la Victoria.

«En esta marcha la gente salió a las calles portando retratos de sus familiares —o conocidos— que lucharon en la Segunda Guerra Mundial, o que participaron en la lucha antifascista en otros países. El presidente de Rusia, Vladimir Putin, junto a otras 500.000 personas, participó en el Regimiento Inmortal llevando el retrato de su padre», destacan los organizadores.

Este año más de 30 ciudades en distintos países del mundo se unirán a esta iniciativa.