Analisis de GTI-IA sobre ocurrido en el SAMA, expedientes sancionadores.

Analisis de GTI-IA sobre ocurrido en el SAMA, expedientes sancionadores.

 

Tras la cita y mediación en el SAMA, respecto a los expedientes sancionadores abiertos, GTI-IA quiere comentar lo siguiente:

Tras horas de mediación e intercambio de pareceres entre empresa y trabajadores, estos últimos han aceptado una falta prescrita de 1 día de suspensión de empleo y sueldo y constatación en el acta de disconformidad y no reconocimiento de los hechos.

La incertidumbre al respecto de la decisión judicial llegado el caso, la presión psicológica acumulada y un apoyo desapasionado en las formas reivindicativas de gran parte del Comité, ha llevado a ambos trabajadores a determinar que la admisión de la falta tipificada era lo más beneficioso para ellos, respecto a sus situaciones tanto laborales como personales.

GTI-IA ha estado tutelando en todo momento el proceso mediador y hasta último minuto ha asesorado en cuanto a que determinación a adoptar era más oportuna, siempre respaldando y respetando la decisión final de los compañeros.

La empresa de inicio asumía la prescripción de la sanción pero proponía una rebaja de 14 a 7 días de empleo y sueldo, a lo que no se ha accedido, por lo que los mediadores asignados han tenido que volver a interceder, recomendando la reconsideración por ambas partes, de cara aun acuerdo que evitara la judicialización del caso y la obligatoriedad impuesta por el juez de llegar a un acuerdo final.

Técnicamente, podriamos considerar el pacto como un buen acuerdo teniendo en cuenta la cantidad y la prescripción, aunque sentimental y sindicalmente, lo veamos como el reconocimiento de hechos falsos y un auténtico ataque al honor de los trabajadores, que tan sólo anhela castigo y ejemplaridad hacia los mismos.

Nos consta que, el día de sanción no satisface el afán sancionador de la empresa, que lo valora de escaso, por lo que la acción sindical del GTI-IA continuará por tiempo indefinido, en demostración de rechazo frontal y conflicto continuo, que la actitud lacerante de la empresa genera.

Dicho esto, y una vez abierta la caja de los truenos, la denuncia de ademanes, conductas, gestos y expresiones hirientes, debería ser una práctica habitual a emplear por todos para con los responsables y mandos. En este sentido, recomendamos a toda la afiliación, la reclamación inmediata mediante nota de servicio al departamento de RRHH, de cualquier falta de respeto, grito, blasfemia,insulto,grosería, lamento, afrenta o maldición por parte de mandos intermedios, jefes de línea, responsables de departamento, jefes de división, médico de empresa o cualquier otro superior o dirigente.

Desde GTI-IA convocarmos una nueva asamblea de afiliados, de cara a refrendar las movilizaciones a llevar a cabo a la vuelta de Navidad, para agradecer a la dirección y sus patriarcas, los castigos impuestos, de los que todavía esta a tiempo de retraerse.

Para cualquier aclaración al respecto, estamos a vuestra disposición.

Un saludo

GTI-IA