En EE.UU. Huelga de trabajadores de ‘fast foods’ en más de 150 ciudades

Huelga de trabajadores de ‘fast foods’ en más de 150 ciudades de EEUU

Los manifestantes piden un salario minimo de 15 dolares a la hora

ENLACE VIDEO PROTESTAS:      http://www.elperiodico.com/es/noticias/internacional/huelga-trabajadores-fast-food-mas-150-ciudades-eeuu-3495679#

 

1409850564535

Trabajadores de restaurantes de comida rápida protestan por sus condiciones laborales en un establecimiento de Kansas City

EL PERIODICO / KANSAS CITY

JUEVES, 4 DE SEPTIEMBRE DEL 2014 – 19.12 H

Los trabajadores de restaurantes de comida rápida de 150 ciudades estadounidenses están este jueves en huelga reclamando mejores derechos laborales. Bajo el lema #fastfoodstrike, estos empleados, la mayoría de ellos de las cadenas Burger King yMcDonald’s, no van al trabajo y sus manifestaciones han ocupado las calles principales de Detroit, Nueva York y Kansas City. Algunos de los manifestantes han sido detenidos por los policías. Su principal reclamación es un sueldo más alto: del actual de 7,50 dólares a la hora quieren pasar a un mínimo 15 dólares.
Los trabajadores son optimistas pues hace pocas semanas los trabajadores de los ‘fast food’ de dos condados en Maryland y en el distrito de Colombia han obtenido el aumento de sus salarios respectivamente a 15 y 11 dólares.
La realidad es que, hasta ahora, no ha habido ningún aumento de sueldo, solo detenidos. «Hemos creado un movimiento» dicen los protestantes. Con el sueldo que reciben algunos de ellos no pueden pagar el alquiler de un piso, sus hijos no pueden ir a la escuela, no tienen la aseguración sanitaria y viven casi en la mendicidad. Los manifestantes lamentan que, aunque la economía de EEUU está mejorando, sus sueldos nunca crecen. Sus reclamaciones están teniendo eco, pues la opinión pública les apoya y la cifra de asistentes a las manifestaciones no para de crecer.
Por otro lado, según la NBC, los dirigentes de las principales cadenas de comida rápida han contestado que garantizar un sueldo más alto significaría perder puestos de trabajo y, al mismo tiempo, aumentar los precios de de los productos. Los administradores de McDonald’s, han dicho que, antes de aplicarlo, el impacto de un salario más alto tiene que ser verificado en el mercado.
Mientras tanto, los trabajadores han organizado un bien estructurado movimiento con comisiones dirigidas por un comitéque monitoriza todos las convocatorias de protestas en las ciudades cercanas. Los miembros creen que la organización va creciendo, puesto que estos días tendrán que reunirse con el sindicato UAW(United Auto Workers), movimientos locales y trabajadores de otras cadenas.